De las migajas que no olvidé

agonizo-sin-tu-amor

Mi amado poeta, dulce como una melodía de octubre, tierno como el pan recien-sacado del horno y amante como solo recuerdo a aquel joven de las camelias. Has brillado en mi infinito silencio, he escuchado tu canto armonioso bajo mi ventana, al son de tus notas se deslizan mis manos y buscan afanosamente las migajas que acompañan nuestros recuerdos. Tienes razón, el día que nos separamos en aquel laberinto, no las entregué todas a las aves como lo pediste, dejé las necesarias para que no olvidar el camino hasta tu puerta.

Deja que tu amada brille en tus palabras, se libre

8 abril, 20160Editar

Pronto hará sueño en mi cama, entre el suicidio de Durkheim y “el delito de cuello blanco”, un día caluroso y retosar en tus poemas impecables. Me he sentido como la sombra perfecta, de ahí a lo mejor aprendas a creer que la oscuridad ilumina. Recordar el día que llegaste con el poema épico, que no me agradaba, es el único instante que recuerdo haberte rechazado desde el corazón. No era tu estilo, era el contenido y probablemente mi contexto.

Después de ese día ya no me gustabas como amigo, pero me odié a mi misma por prejuiciosa y altanera. Poco tiempo después quise leerte, nunca te dije que los poetas rara vez son mis favoritos. Entre en tu palacio, un lamento invadió mi alma, y créelo ese día lloré junto con vos,  fue mi peor pesadilla, te buscaba vivo y no te encontraba en ninguna parte, daba vueltas por todas partes y angustiada volvía una y otra vez, tuve la sensación que había perdido una parte de mi en ese laberinto gris y solitario. Lloré mayo, junio, julio, agosto, septiembre y octubre. No era tu silueta, no encontraba tu alma alegre y alborotada, parecía la bailarina del lago de los cisnes cuando agoniza.Te abrace en un amanecer de octubre, tenía la sensación que me buscabas en la madrugada, mientras escribía para que me buscaras, si no lo hacías vos, yo no podía encontrarte.

Hoy eres diferente, y no importa hacia donde miras, eres mejor que toda la vida y te he visto en distintos momentos, recobraste tu esencia, tu alma de poeta está libre y fresca, soberbia y tierna,  cantas al  amor, cantas a la vida, tu palabra no miente… Mi primer soneto era para vos, aunque estabas enojado, se que reflexionas sobre lo que digo, aunque no todo esté bien dicho.

Las cuestiones del amor suelen ser impredecibles, pero cuando te inspiran lo hacen de verdad, deja que te hagan brillar si estás alegre, y sino, brilla con el canto de Yagon y Anoja, que aunque sean palabras arcaicas, se sientan resplandecer en tus versos. Los versos son emociones, que hacen vibrar a las piedras.  Cielo, solo recuerda que la suspicacia no es un buen ingrediente, a no ser que hagas poesía situada, es decir, política. En el amor no caben las suspicacias, ni las mentiras.

Vibra con fuerza, que nadie en esta vida vuelva a lastimarte tanto en el alma, de tal forma que me angustie no encontrarte. Es extraño, pero todas tus vibraciones llegan con fuerza a las mías. Duerme a tu amada y regocijate, tu poesía puede enamorar a un León y conmover a una roca, (eso no es mío, es de Rubén Darío).

En cuanto a mi no te preocupes, lo dicho tengo un alma errante, que no es que va de amor en amor, es algo así como que soy ciudadana del mundo. Te leeré siempre, con la misma dedicación y fervor de quien confía que seguirás haciéndo lo mejor, tienes el reto de escribir el verso perfecto, cuando eso suceda entonces los dos podemos dar fe que las almas realmente se buscan y se encuentran, pero será nuestro secreto. Solo entonces sabré que comprendiste, cuando te dije que eras el más amado.

 

Anuncios

11 thoughts on “De las migajas que no olvidé

  1. Debe ser algo que me ha conmovido más que nada, pero hace tiempo no leía algo tan bonito, debe ser algunas de tus mágicas palabras que han gatillado emociones que tengo a flor de piel, y es que hay palabras que comparto…me hacen recordar a alguien…que lo tengo presente como a mi propia respiración, gracias por compartirlo…saludos…

    Le gusta a 1 persona

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s